miércoles, 11 de mayo de 2016

Feliz Día del Maestro

El otro día en Facebook, una amiga contó un recuerdo memorable de su infancia relacionado al detalle que tuvo una vez su maestra de ir a visitarla en su casa cuando enfermó por varios días, y la emoción que le causó su presencia al sentirse importante para ella y de cierta forma privilegiada entre sus otros tantos compañeros. Ese momento en su vida quedó muy marcado y le inspiró a elegir esta profesión. Así de importante era la figura del maestro hace algunos años.

Hoy en día son muy pocos los comentarios positivos que reciben los maestros acerca de su trabajo, pero es en nuestros hijos en quienes se ve reflejado si  están dando lo mejor de sí para contribuir a su formación. Lo podemos ver en las ganas que tienen de cumplir con su tareas, en el entusiasmo que manifiestan cada día por ir a la escuela y en sus calificaciones, por supuesto.

Para mí también fueron muy importantes mis maestros, sobre todo los de educación básica, y me siento muy agradecida con todos ellos porque aparte de sus enseñanzas me dieron amor.

Hoy no tiene que ser diferente con nuestros hijos, depende de nosotros como padres que siempre inculquemos en ellos el respeto hacia el maestro y darle a su trabajo el valor que merece, el cual requiere dedicación, disciplina y sobre todo mucha paciencia.

Un detalle siempre es bien recibido y les da otro motivo para enfrentar con alegría el día a día con nuestros hijos. Cuesta muy poco hacer sonreír a alguien, así que pongamos manos a la obra y junto con nuestros pequeños hagamos algo especial para celebrar su día y hacerles saber nuestro aprecio este próximo 15 de mayo .



Imagen vía: Smart School House

Para hacer este lapicero-manzana, puedes ver instrucciones aquí.

jueves, 5 de mayo de 2016

Para todo mal, el mar

Hasta hace pocos días no sabía lo feliz que podía ser en la playa.

Caminar por la arena, mirar el paisaje, escuchar el vaivén de las olas, desconectarse por un rato de la realidad, y todo eso disfrutarlo al lado de tu familia, te da esa sensación de no necesitar nada más en la vida. 
 

Recuerdo cuando de niña escuchaba historias de personas que se curaban en el mar. Podría ser por el agua salada, la arena o la brisa cálida. Lo cierto es que el solo hecho de mirar el paisaje te saca muchos males que vas acumulando en las actividades cotidianas. 


Sí. Sentir el mar te recarga de energía. Sus colores tan intensos, su inmensidad, la brisa marina, el sonido arrullador de las olas, las ropas ligeras, el sol que te a-dora... Y si de salud se trata, las olas te dan rico masaje, la arena exfolia tu piel y ejercitas tu cuerpo sin que te lo propongas, de una forma más relajada. 


Nunca lo vi de esa manera. Las vacaciones en la playa siempre me habían resultado cansadas. Pero esta vez, sin haberlo planeado, y aún después de dos semanas de visitar el bello Mazatlán, Sinaloa, siento que los efectos me durarán hasta fin de año, por lo menos.






Qué ganas de volver muy pronto, porque eso de broncearse en una ciudad contaminada no está chido.

miércoles, 4 de mayo de 2016

Reusos creativos

La necesidad y la creatividad. Las ganas de evitar basura en lo posible.  El reto de buscarle un nuevo uso a las cosas que cualquiera tiraría... De eso se trata esta sección.

Mira estas bonitas y prácticas ideas.















Imágenes vías: Pequeocio, Deco Marce, ObjetcBis



lunes, 28 de marzo de 2016

De antojo en El Zaguán

Hay en Zapotlán el Grande, Jalisco un restaurante en medio del bosque muy conocido por sus platillos de carne al pastor y su especialidad de borrego que sin duda no tiene comparación en la región, y estas vacaciones tuve la oportunidad de visitarlo nuevamente. Estoy hablando de "El Zaguán, restaurant campestre".

Es la segunda vez que visito este lugar y quedé muy sorprendida con el abandono en el que lo tienen, pues es un sitio rodeado de naturaleza que hace años ofrecía muchas actividades al aire libre y contaba con atractivas áreas de esparcimiento y diversión para chicos y grandes. 




Considerando que desde antes de llegar, la carretera por donde se tiene acceso al Nevado de Colima ya ofrece un paisaje impresionante en estas fechas, se espera que el ingreso al restaurante no desentone, pero ¡oh sorpresa!, tristemente lo han descuidado bastante y las instalaciones recreativas están inhabilitadas y con basura en algunas partes de las áreas verdes (incluyendo huesos y pelo de animales). Pero eso no se los muestro.



Ya dentro del restaurante, que es una amplio comedor estilo cabaña, el piso parece estar lleno de polvo y el techo, que fue cubierto de petate como parte del decorado, se encuentra sucio y roto en algunas partes, por lo que esta vez no tomé fotos en el interior. La que sigue es una imagen de la página oficial en Facebook de la parte que luce mejor.



En cuanto la atención, a pesar de que ya contábamos con mesa reservada, se tardaron mucho en acercarse y un mesero con poco espíritu de servicio fue quien descuidadamente nos atendió. 

Ahora viene lo bueno: Algo que hace diferente a este restaurante son las especialidades de su menú que incluye cortes al pastor, borrego, conejo y codorniz. Mientras que de botana ofrecen chile de uña y moronga, y agua fresca y ponche de granada para acompañar, muy recomendables.

La botana se saca un diez en sabor pero es pobre en proporción. Las bebidas de granada también son de lo mejor, aunque lo que definitivamente le ha dado fama a este restaurante es la forma en que prepararan el borrego, ¡para chuparse los dedos! En esa parte no hay ninguna queja y hacen que olvides los puntos que tienen a mejorar. Todos quedamos realmente complacidos con el sabor (hasta los que no querían comer) y esa es la razón por la que vengo a recomendarles que cuando tengan la oportunidad vayan a comer ahí. 

Además de la comida, disfrutar de este paisaje con olor a pino hacen que valga la pena darse la vuelta por este lugar.



Como ya les comentaba, dentro del restaurante no encontré algo atractivo para fotografiar, pero en el exterior sí, y a pesar de que no había juegos infantiles, algunos improvisaron una divertida guerra de piñones y todos disfrutamos un buen rato familiar.



Ojalá que la administración de El Zaguán considere las opiniones y se preocupen por revivirlo y mejorar todos estos detalles que se detectan a simple vista, para que merecidamente ocupen ese lugar en la lista de los mejores restaurantes de Zapotlán el Grande.


Carr. Ciudad Guzmán-Autlán km. 13.5
Horario: Viernes a domingo y días festivos de 14:00 a 19:00o hrs.
Tels. 01 341 411 28 15, 01 341 413 28 34



martes, 9 de febrero de 2016

En el campo, la vida es más amorosa - 14 de febrero en verde

Se acerca el 14 de febrero y ya comienzan a marearnos los corazones rojos en tiendas y calles. 

Esta vez quiero sugerirte que invites a tu pareja a celebrar el día de los enamorados en un sitio natural. Así, sin complicarse tanto: un día en el campo cerca de la montaña, en un parque o a la orilla de un lago, es una gran oportunidad para crear nuevos recuerdos juntos.









El paisaje, el aire puro y la tranquilidad, crean el ambiente perfecto para conversar y disfrutar de un momento de relax, propicio para charlar sobre sus planes o cualquier tema que han pospuesto por la carga cotidiana.






Seguro que cerca de tu ciudad existe algún sitio perfecto para dar un paseo, extender una manta,  abrazarse, comer algo delicioso y brindar por la felicidad de estar juntos y disfrutar de las cosas sencillas como tenderse sobre la hierba y contemplar la tarde.